Dolor Articular

Son las 7 de la tarde y usted está sentado frente al computador intentando trabajar. Sin importar en qué posición se siente, o en qué posición estén sus manos, siente dolor. Comienza en las articulaciones de los dedos de sus manos y afecta las muñecas, codos y finalmente los hombros. Se mueve un poco, truena sus dedos para solo conseguir unos minutos de alivio. Observa con incredulidad como pareciera que sus manos tuviesen vida propia. Error tras error aparecen en su pantalla.

El dolor articular ya le ha hecho perder varios días de trabajo. Si usted es incapaz de terminar lo que actualmente tiene pendiente, se pregunta si en algunas semanas tendrá empleo. Su dolor articular le asusta, le molesta y hace que se sienta frustrado con usted mismo. Es su cuerpo.  ¿Por qué no puede esforzarse un poco más? ¿Por qué no sigue su voluntad?

Si usted está lidiando con dolor articular crónico es probable que este escenario le resulte muy familiar ¿qué le causa dolor articular? Y ¿Cuáles son los efectos a largo plazo que este puede tener en su vida?

¿Qué Ocasiona el Dolor Articular?

Sus articulaciones son lo que conecta los huesos unos con otros. Ellos le apoyan en varias posiciones y le ayudan a moverse. Enfermedades y lesiones pueden afectar negativamente a sus articulaciones, conllevando a dolor muy severo. Si bien, no es una lista exhaustiva estas son algunas de las condiciones que pueden causar dolor articular:

  • Osteoartritis
  • Artritis reumatoide
  • Gota
  • Bursitis
  • Lesiones

El dolor articular es muy común es estimado que uno de cada cuatro americanos experimentará dolor articular en los próximos 30 días. El dolor articular puede afectar cualquier articulación del cuerpo. Las más comunes son la rodilla seguido del hombro y la cadera. En la medida que envejece y le da más uso y desgasta las articulaciones el dolor se hace más común.

El dolor articular puede ser una pequeña irritación, o podría ser algo realmente debilitante. El dolor puede presentarse durante un par de días o puede ser crónico, durando meses e incluso años.

Incluso el dolor articular más corto puede causar efectos en su vida. Puede causarle que pierda eventos especiales, días de trabajo, escuela y forzarle a vivir una vida sedentaria.

Por Que Algunas Aras Son Más Propensas Al Dolor Articular Que Otras

Usted tiene articulaciones por todo su cuerpo. Puede no darse cuenta, pero hay articulaciones en su cráneo. Sin embargo, no ha escuchado de alguien teniendo inflamación articular en el cráneo. Esto es porque las articulaciones del cráneo se juntan en puntos específicos, así que no se mueven. Lo mismo ocurre con los huesos en la parte superior de la espalda, conocidos como columna torácica. Aunque pueden moverse, estas articulaciones están diseñadas como soporte o para proporcionar fuerza al resto del esqueleto. Así que son una fuente de dolor menos frecuente.

Por el contrario, las articulaciones en hombros, caderas, rodillas, espalda baja y cuello son muy flexibles y se mueven mucho. Como resultado estas articulaciones son más propensas a ocasionarle dolor.

Condiciones dolorosas como osteoartritis son vistas más a menudo en caderas y rodillas. Esto es debido a que esta parte del cuerpo es responsable de soportar la mayoría de su peso corporal. Al mismo tiempo esas articulaciones son flexibles, esa combinación de flexibilidad  y soporte de peso las hacen más susceptibles al dolor.

La artritis reumatoide es una de las principales razones por la cual las personas sufren dolor articular. Es usualmente ocasionado por que estas personas sufren de artritis reumatoide crónica. La artritis reumatoide es una enfermedad que afecta el revestimiento sinovial en sus articulaciones. Este revestimiento es el responsable de lubricar las articulaciones.

La artritis reumatoide ocurre porque su sistema inmunológico está fallando y le indica al cuerpo que ataque sus propios tejidos. Esto crea dolor, rigidez e inflamación en las articulaciones.  Mientras que la artritis reumatoide puede afectar diferentes partes del cuerpo es más comúnmente vista en manos y pies.

Como Podemos Ayudar

Si está lidiando con dolor articular sabe de primera mano lo agonizante que esto puede ser. Una de las peores cosas sobre el dolor articular es la forma en la que afecta psicológicamente. El dolor articular puede literalmente hacer que le aterre moverse. Le preocupa dar un mal paso, sostener algo son sus manos mal, o levantarse equivocadamente y que luego deba soportar una experiencia terriblemente dolorosa y debilitante.

El dolor articular puede alterar su vida de tal forma que le haga sentir que ya usted no es la misma persona que era antes del dolor.

Tenemos años de experiencia tratando pacientes con diferentes formas de dolor articular. Entendemos la frustración, depresión y molestia que causa y queremos ayudar.

Lo primero que vamos a hacer es sentarnos y hablar con usted sobre su dolor. Queremos escuchar cuidadosamente lo que usted tiene que decir ya que entendemos que el dolor que usted sufre es único  y diferente a lo que otros pacientes han presentado. Sabemos que no hay una solución única para todos en el plan de alivio de dolor articular.

Nuestra meta es proporcionarle una solución a corto plazo que le permita reincorporarse a sus actividades rápidamente. Igualmente estamos interesados en crear un plan de control de dolor a largo plazo que le proporcionara alivio y la capacidad de hacer frente a su dolor en los próximos años.
El dolor articular  ya le ha robado suficiente de su vida. Es hora de hacer que el dolor se detenga y usted recupere la vida que se merece.